20 mar. 2015

Protesta visual y escrita contra el femicidio hecha por Eliana Carletta [vía facebook]


"Hoy te pido perdón. Te pido que me disculpes. Por mi condición. Haber nacido con este sexo me condiciona ante tus ojos. 

Ante tus ojos que no pueden evitar mirarme, hambrientos, porque es tu naturaleza. Está en tu naturaleza saborearme con la mirada
aunque me duela, me ponga incómoda, aunque me des miedo.
Me queda algo mas que pedir perdón? Yo no pedí nacer mujer. Yo no decidí que cromosomas 
me formarían. 
Te pido perdón por tu imaginación. 
Porque mi pantalón es mas ajustado de lo normal. Porque tu imaginación
sabe que mis genitales son distintos a los tuyos. Son débiles. Porque mis glándulas mamarias se desarrollaron mas y 
mi remera hace que se noten. Por tener una boca con una sonrisa. Mis labios pintados de rojo te dicen que soy fácil.
Mi pantalón corto y mi remera escotada te dicen "por favor, ultrajame y torturame de todas las maneras que quieras.
Golpeame contra el suelo y tirame en una bolsa al río".
Te pido perdón, porque si mi ropa no fuese tan ajustada, o mis
zapatos tan altos, o mi cara tan maquillada, no liberaría ese instinto asesino macabro y perverso que tenés. La culpa es mia.
Siempre fué mi culpa .
Mi pelo me condiciona.Mi piel suave me condiciona.
Mis labios rojos, mi pollera corta, mi remera apretada. 
Aunque ahora que lo pienso, mi calza también me condiciona.
Mis zapatillas deportivas también me condicionan. Mi campera, mis borsegos, mi cabeza rapada, mi remera sucia y rota 
de una banda.
Pensandolo bien. Me condiciona ser mujer. No puedo escapar de eso. 
Perdón por salir a buscar trabajo lejos de mi casa. Por ya ser mayor de edad y seguir necesitando de mis padres para cualquier
tarea fuera de mi hogar. Por juntarme con mis amigas. Por salir a bailar siendo adolescente.
Soy un ser objeto que va por la vida rogando que alguien la sostenga de la mano, para que nada me pase. No tengo ningún derecho.
No puedo salir sola a hacer las compras. No puedo salir cuando baja el sol. No puedo protestar si me tocás sin mi consentimiento.
NO PUEDO.
Te pido perdón por no acceder a salir con vos, así que secuestrame y violame, estás en todo tu derecho.
Te pido perdón por verme atractiva hacia vos, cortame la cara con un vidrio, no puedo verme tan bien.




Te pido perdón por no querer ser mas tu novia, golpeame y fracturame los huesos de la cara, yo se que me amás igual y me lo merezco.
Te pido perdón por decidir con quien mantengo relaciones sexuales. Violame vos y todos tus amigos, es lo mismo que yo decida si quiero o no
total...ya pasé por tantas... una más, una menos...
Te pido perdón por ser gorda y fea. te agradezco que me violes, ya que nadie quisiera tener sexo conmigo.
Me lo merezco por PUTA.
Yo soy tu hermana, tu mamá, tu prima, tu hija, tu tía, tu abuela, tu mejor amiga.
Yo no me arrepiento de haber nacido mujer. Por favor, no hagas que lo padezca.
Por favor NO ME MATES MAS."

18 ene. 2015

"Nosotros, los seis mil millones" por Emir Sader

    " ¿Quienes somos nosotros, los seis mil millones de seres humanos?Viajar por ese universo significa estar en un avión de 1000 pasajeros, para un vuelo de un día. De los 1000 pasajeros, 584 serían asiáticos124 africanos, 95 europeos, 84 latinoamericanos, 55 de la antigua URSS, 52 norteamericanos y 6 australianos y neocelandeses.

     329 son Cristianos,
     178 Musulmanes,
     167 declaran no ser religiosos,
     132 Hindúes,
     60 son budistas,
     45 Ateos,
     Judíos, y
     86 de otras religiones.

          330 son niños y
     apenas 60 tienen mas de 65 años de edad.
     
     7 son profesores,
     5 son soldados,
     3 son refugiados que están saliendo de sus países debido a
     algún conflicto bélico o alguna catástrofe natural.

18 jun. 2014

Carta abierta de una hija de dos mujeres

         "Hoy es un día raro. Hoy vienen a casa a filmarnos, como si fuésemos un bicho raro. Es que en cierta parte lo somos. Soy una de las pocas personas de mi generación que se han criado con dos mamás.
          Vienen a ver qué pasó. Cargo con la voz de aquellos que aún no hablan: los muchos bebés que hace dos años pudieron nacer con dos mamás o dos papás, gracias a la nueva ley que así lo reconocía.
          Y es por los derechos y el respeto de esos chicos que hoy me animo a hablar.
          Para que no sean discriminados en el futuro como un poco yo lo fui, por una sociedad que no acepta lo diferente por desconocimiento y miedo. Miedo al qué pasará de esos niños, que no reciben una figura materna o paterna, etc.
          Una sociedad que inventa finales terribles, donde hipotetiza con tanta certeza la orientación sexual futura de esos chicos: homosexual. Porque eso decían: "un chico criado por homosexuales va a salir homosexual". Como si la homosexualidad fuera algo malo de lo que haya que tomar prevención, y como si la misma fuera hereditaria.
          Discúlpenme, pero a ellos siempre les dedicábamos con respeto las mismas dos palabras: "Cuanta ignorancia", mientras seguíamos escuchando cosas terribles que decían los que luchaban en contra de la ley matrimonial.
          Otra gran cuestión que ponían en juego era el valor de la familia. Si tan solo nos hubieran visto en casa un día cotidiano, tan solo una cena, verían lo felices que somos juntas y lo hermosa y valiosa que es mi familia. ¿¡Quién puede decir que mi familia tiene menos valores que la conformada por heterosexuales?! Créanme, quien lo dijo, se equivoca.
          Haber crecido en esta casa fue una de las cosas más maravillosas que me ha pasado. Tuve como modelo materno a una madre que tuvo la valentía de transgredir miles de prejuicios sociales, con todo el terror que eso conlleva, tan solo por ser fiel con ella misma.
          Puso primero el amor que sentía antes que los millones "qué diran" que encontraba perdidos por ahí. Díganme si eso no es un ejemplo de vida!
          Hoy me da las fuerzas para ser feliz realmente como quiero, y no como otros quieren. Porque el cuentito de que la vida tiene que ser de una manera, de que hay que comportarse de cierta forma, yo no me lo creo. Por eso, si hay algo que aprendí acá, es a ser libre.
          Y la libertad es el sentimiento más hermoso que sentí.
Muchos me preguntan si finalmente soy lesbiana o heterosexual, y siempre les respondo:
'Hasta ahora me enamoré solo de hombres, pero por favor, no me saques con tus etiquetas la oportunidad de conocer mañana a la mujer de mi vida'.
          Porque eso creo, que ese tipo de rótulos son tan solo una forma de limitar quién me dejo ser mañana. Y yo, me considero una mujer potencialmente infinita".

Clic si quieres ver post de otros meses

Más Post.